Looking for Something?
Menu

Liberté, égalité, fraternité… burkinité

burkini

Por Oscar E. Gastélum:

«The French legislators who seek to repudiate the wearing of the veil or the burqa —whether the garment covers “only” the face or the entire female body—are often described as seeking to impose a “ban.” To the contrary, they are attempting to lift a ban: a ban on the right of women to choose their own dress, a ban on the right of women to disagree with male and clerical authority.»

Christopher Hitchens

En las últimas semanas la opinión pública internacional se enfrascó en una álgida polémica  provocada por la prohibición decretada en algunas playas de la Costa Azul francesa en contra de una horrorosa prenda de vestir llamada, no sé si afectuosa o irónicamente, “burkini” (“ingeniosa” combinación entre burka y bikini). La reacción de la prensa progre y las almas puras de Occidente no se hizo esperar y fue tan desafortunada como dolorosamente previsible: la misma dosis cansina de mojigatería políticamente correcta, pereza intelectual y relativismo cultural, que tanto ha contribuido a que el problema del extremismo islámico en Europa se haya salido de control y haya mutado en una auténtica amenaza existencial. Seguir leyendo

Recetas [in]útiles para estar bien

boo

Por Nerea Barón:

No sé nada sobre estar bien pero sé:

Preparar té chai

Para hacerlo necesitas:

10 vainas de cardamomo /5 astillas de canela /1 cucharadita de canela en polvo /2 cucharaditas de jengibre en polvo /12 clavos de olor / 5 estrellas de anís /1 cucharadita de pimienta negra / ½ cucharadita de nuez moscada rayada.

Luego necesitas olvidar las cantidades, porque luego no es tan fácil calcularlas o no consigues todos los ingredientes. Al diablo con la receta. Improvísala. Puedes agregarle también algo de cacao.

Ahora prepárate tu té, ponlo en un termo y sal a trabajar. Anda, que a nadie le interesa que estés teniendo una mala temporada. Seguir leyendo

Querido Juanga

JuanGa2

Por Alejandra Eme Vázquez:

notetomestúlavidatanenseriodeunaformauotraformadeellavivosnuncavamosasalir

Juan Gabriel

No. No. No. Yo no me resignaré, no. Ni nadie en este país. Se nos murió Alberto Aguilera, el divo de Juárez, el infaltable, el de todos. Ya no tenemos nadanadanadanadanadanadanadanada, que no. Qué difícil aceptar que nos tengamos que quedar desde este día sin Juan Gabriel. Quién nos va a escribir del desamor, de la resignación, del despecho, de este orgullo que tenemos y que no vamos a mirar en el suelo tirado como una basura, quién. Cierto que su obra queda y que ya nadie nos la quita, pero la diferencia tal vez sería, corazón, que desde este momento la producción juangabrielesca es obra terminada, definitiva, estática: la siguiente vez que lo invoquemos en el karaoke, sabremos que ya no hay alguien en este mundo de los vivos a quién ofrendar nuestra coreografía familiar del Noa Noa. Seguir leyendo

El tiempo perdido

tiempo

Por Deniss Villalobos:

Y cuando terminaba ese día no había ocurrido otra cosa sino que mi pereza y mi penosa lucha contra ciertos obstáculos internos tenían veinticuatro horas más de duración.

Marcel Proust, A la sombra de las muchachas en flor

Vine a una cafetería a trabajar y no estoy trabajando. Llegué hace casi una hora y éstas, si no las borro, serán las primeras palabras que escribo. Primero pedí un té de frambuesa, y cuando estaba por pagar vi un panqué de elote que no pude resistir. Busqué una mesa vacía y cómoda, saqué mi computadora, el libro que estoy leyendo y un lápiz. Llegó mi orden y el plan era escribir-leer-comer, pero al final solo comí y leí mi timeline de Twitter. Después googleé algo sobre el autor que estoy leyendo y me quedé en Wikipedia quince minutos hasta que alguien me envió un mensaje en whatsapp, así que pasé otros diez minutos contestando porque la foto de mi sobrina comiendo pasta es, aparentemente, más importante que terminar un texto antes de mi deadline. Seguir leyendo

Los sonidos de la noche

realismo mágico

Por Juan Francisco Morán:

Todo ocurre a los pocos minutos de cerrar los ojos. Los sonidos de la noche, que se escuchan cavernosos, me introducen al laberinto en donde me debato con mis propios demonios. Mientras más se acrecientan los ruidos nocturnos, más ansias siento, igual que las ansias que se perciben cuando se escuchan los violines en una película de miedo. Sin darme cuenta ya estoy en el dédalo, en espera de que cualquier cosa suceda. Puedo sentir un aliento soplar mi cuello; el viento que sale de unas fauces se escucha nítido y me hiela el cuerpo. Me quedo pávido en un punto entre el sueño y la vigilia. No distingo en qué mundo estoy, solo estoy tieso y pienso en un monstruo que me ha atrapado. Estoy consciente de mi parálisis: mis manos, pies y cabeza están pegadas al colchón, o puede ser que estén enredadas en los tentáculos de aquel demonio invisible; no lo sé, no veo. Me imagino cómo sus extremidades van reptando mi cuerpo, tratando de exprimirlo como si fuera una naranja. La sensación me sofoca, me angustia. Seguir leyendo

Peña Nieto: Pifias, mentiras y plagio

Fil

Por Frank Lozano:

Voluntaria o involuntariamente, el Presidente Enrique Peña Nieto arrastra a su administración al desprestigio. Durante su campaña, aterrado e incapaz de hacerle frente a un grupo de jóvenes que lo cuestionaba, se encerró en un baño de la Universidad Iberoamericana.

En la Feria Internacional del Libro de Guadalajara, fue incapaz de responder coherentemente respecto a los tres libros que habían marcado su vida. En el primer caso se refugió, en el segundo demostró sus limitaciones. Seguir leyendo

Bréxito

farah

Por Oscar E. Gastélum:

“Those who attain any excellence, commonly spend life in one pursuit; for excellence is not often gained upon easier terms.”

Samuel Johnson

Entre las numerosas e inspiradoras historias de éxito que nos dejaron los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro, sin duda una de las más importantes fue el éxito rotundo alcanzado por la delegación de Gran Bretaña. Y es que fue una auténtica y conmovedora proeza que esa hermosa y lluviosa isla, ligeramente más pequeña que el estado de Chihuahua y con menos de setenta millones de habitantes, haya logrado superar en el medallero a la monstruosa China, con sus mil doscientos millones de súbditos y su descomunal economía, quedando solamente por debajo de EEUU, ese coloso insuperable que es la nación más poderosa de la historia olímpica y universal. Seguir leyendo

Fotografías de la maternidad

maternidad

Por Nerea Barón:

Oh, my Mama

She gave me these feathered breaths

Oh, my Mama

She told me “Use your voice,

my little bird”

Alela Diane, Oh, my mama.

I.

San Cristóbal de las Casas, Chiapas. Un campamento con algunos tráilers –casas rodantes– y también un par de casas cimentadas. Una familia vive ahí. La mujer, morena, tiene el cabello castaño con un afro de revista. Usa vestidos holgados y pasea con un bebé. El hombre recoge leña, con coleta de caballo.

Me encuentro a la mujer en el baño. Los baños son públicos y hay varios cubículos, pero casi siempre está vacío; no hay mucha gente. Me la encuentro sentada en la tasa del baño con el bebé sobre las piernas cantando una canción hermosísima. Al verme, cierra la puerta sin vergüenza y continúa cantando. Cuando digo que la canción es hermosa no exagero. Recuerdo haber pensado: con que así suena la maternidad. Una melodía que se esparce gentilmente, dando una atmósfera de bonanza, de fe en el mundo. Seguir leyendo

La tesis del emperador

plagio

Por Alejandra Eme Vázquez:

Una vez, una compañera de la licenciatura en Letras Hispánicas presentó como suyo en clase un poema conocidísimo de Sor Juana y no hubo poder humano que la hiciera aceptarlo, a tal grado que todos decidimos abandonar cualquier intento por señalárselo y recibió una calificación aprobatoria. No muy distinto a cuando a la manera de Melania Trump, cierto rector de la UAA copió tan bien el discurso de su par de la UdeG, que dijo “Jalisco” por “Aguascalientes”; o cuando se ha premiado con todos los honores a escritores que luego han sido acusados de “tomar prestada” su obra de fuentes que nunca declaran; o cuando instituciones muy  prestigiosas han tenido que anular grados académicos y retirar de sus bibliotecas trabajos a los que se ha comprobado deshonestidad académica. Y ahora, a los Grandes Momentos Del Plagio en México se suma la revelación hecha por el equipo noticioso de Carmen Aristegui respecto a que la tesis de licenciatura del presidente Enrique Peña Nieto tiene un muy alto porcentaje de copia sin crédito a textos ajenos protegidos por derechos de autor. Seguir leyendo

¿A dónde van los patos cuando el lago se congela?

salinger

Por Deniss Villalobos:           

“Well, you know the ducks that swim around in it? In the springtime and all?       Do you happen to know where they go in the wintertime, by any chance?”

J.D. Salinger, The Catcher in the Rye

En El guardián entre el centeno, la obra más popular de J.D. Salinger, Holden Caulfield, un chico de dieciséis años, es expulsado de su preparatoria y antes de volver a casa para contárselo a sus padres decide vagar en Nueva York durante tres días. Una de esas noches Holden toma un taxi y comienza a platicar con Horowitz, el conductor. Después de unos minutos Holden le pregunta al taxista si sabe a dónde van los patos de Central Park cuando el lago se congela. “How the hell should I know a stupid thing like that?”, responde el hombre. Y han pasado más de sesenta años desde que Holden hizo esa pregunta, pero yo he pensado en ella muy seguido. Seguir leyendo

Efemérides

Siguenos

Facebooktwitterrssyoutubeinstagram

Twitter


  • Paz misterio