Looking for Something?
Menu

Las mujeres que leo

Por Deniss Villalobos:

Alejandra Arévalo, en su canal de YouTube Sputnik y en conjunto con LibrosB4Tipos, lanzó una convocatoria a la que ya varias se han sumado: crear un top 10 con las autoras que, de una u otra forma, han sido importantes para nosotras y así compartir con más personas los libros escritos por mujeres que nos han ido formando. Una interesante actividad para ayudarnos a descubrir nuevos nombres y las próximas lecturas que, con suerte, cambien algo en nuestra forma de ver el mundo, nos contesten alguna pregunta, y en especial que nos dejen con más dudas que podamos resolver leyendo aún más autoras y hablando con otras mujeres.

En Juristas UNAM Alejandra Eme Vázquez ya compartió su top (también recomiendo éste de Isabel Zapata), así que me sumo a esta propuesta que ojalá nunca se acabe y dejo aquí el mío:

Autora favorita
Tove Jansson. Hay otras escritoras a las que admiro muchísimo (Clarice Lispector, Elena Garro, Wisława Szymborska, Flannery O’Connor…), pero de nadie he aprendido tanto y de una manera tan encantadora como con Tove. Me gusta imaginarla en su isla, viviendo con quien fue su mejor amiga y pareja de toda la vida, pescando, nadando o haciendo sopa. Es también la autora de la que más libros he leído en los últimos años, y en cuanto lea el último de su obra, sin duda volveré a comenzar.

Ensayista o teórica
Joan Didion. Joan podría escribir sobre cualquier cosa: una mosca, una servilleta, un plato de ensalada (bueno, eso ya lo hizo) y yo la leería maravillándome, como siempre. Una de las mujeres más cool y talentosas del mundo. Recomiendo especialmente El año del pensamiento mágico y The White Album.

Personaje femenino feminista (favorito)
Moominmamma. No solo se hace cargo de una casa entera, Moomin, su esposo, Little My, Ninny y todos los colados, sino que además le queda tiempo para ser una gran cocinera, una increíble amiga y recoger moras en el bosque. Uno de los personajes femeninos que más me inspiran.

Poeta favorita
Mary Oliver. No hay nadie más. Ninguna otra poeta (u otro) me llega tan al corazón, los huesos, los pulmones y el alma como lo hace Mary. Leerla es como estar sentada a la orilla del mar y caminar en el bosque.

Autora menos recordada
María Luisa Bombal. Hace unos años, cuando cursaba el primer semestre de Letras, un profesor nos dio unas copias con fragmentos de diferentes novelas para hacer no recuerdo qué tarea. Y aunque incluía a autores y autoras más conocidos, por los que mis compañeros mostraron más interés, a mí me atrapó María Luisa con La última niebla. Después de leer El árbol y La amortajada, me quedó claro que no se necesita una obra vastísima y que todos los libros de un autor se encuentren en cualquier librería para saber que su trabajo es grandioso.

Autora adelantada a su época
Mary Shelley. Ya sé que hubo antecedentes previos al siglo XIX, pero creo que todos estamos de acuerdo en que Mary escribió la primera novela del género favorito de muchos: la ciencia ficción. Shelley comenzó a escribir Frankenstein a los 18 años y la publicó en 1818 cuando tenía 20. Gu-au.

Libro con una amistad entre dos mujeres
Fangirl, de Rainbow Rowell. Mi hermana es mi mejor amiga, así que cuando leí Fangirl, más que interesarme por Cath y su romance, quedé fascinada con la relación entre ella y su hermana Wren, que describía tan bien lo mejor (y peor) de la amistad que existe entre dos mujeres que, además, llevan la misma sangre.

Autor con temáticas feministas
Honestamente, no se me ocurre ninguno. Hay autores que han escrito personajes femeninos maravillosos, pero eso no significa que la temática o la obra en general sean feministas. Y en mi opinión; está bien. Necesitamos que los hombres escriban buenos personajes femeninos, pero para leer sobre feminismo hay muchas autoras.

Novela infantil o juvenil que retome el tema feminista
Coraline, de Neil Gaiman y Cinder, de Marissa Meyer. Aquí tengo el mismo problema que con el punto anterior, porque tampoco estoy muy segura de qué vuelve feminista a una obra de ficción (¿tener un gran personaje femenino?), pero los primeros títulos que me vinieron a la cabeza fueron estos dos. Coraline y Cinder no necesitan que nadie las salve; son ellas quienes se enfrentan a cosas terribles para proteger a las personas que aman. Y justo porque Coraline no tiene el mejor carácter y Cinder no es la damisela más bella del reino, son dos grandes personajes que sin duda recomendaría para niñas y niños de cualquier edad, porque no tienes que ser lo que el mundo espera que seas, sino lo que a ti se te dé le gana, y se vale salvar al mundo o solo a ti mismo refunfuñando y con el vestido manchado de aceite para carros.

Novela que te acercó al feminismo
Si acercarse al feminismo es encontrarte con un buen personaje femenino que te inspire y haga sentir más fuerte y valiente, entonces diría que Matilda, de Roald Dahl, o Jane Eyre, de Charlotte Brontë, pero si se trata de una obra que me haya hecho empezar a cuestionar los roles de género, que retratara con perturbadora fidelidad los diferentes tipos de violencia que viven las mujeres y me hiciera notar que se necesita algo más que los “yo soy humanista” o “ni hombres ni mujeres, personas” para empezar a cambiar las cosas, entonces no fue una novela sino un relato. Y lo leí apenas hace dos años: What Is Seized, de Lorrie Moore.

**

¿Por qué te asumes como feminista?

No sé muy bien cómo contestar a esta pregunta porque creo que, a diferencia de muchas mujeres a las que sigo en redes y admiro un montón, a mí me cuesta muchísimo asumirme como feminista. O más bien me cuesta decir que lo soy sin sentirme algo hipócrita o sin pensar en todas las cosas que me conflictúan respecto a algunos feminismos. Hay días en los que me harta leer sobre feminismo, días en los que pienso que notodosloshombres, y ay, cómo exageran algunas, pero entonces recuerdo que hay muchas malas feministas, quizá la mayoría lo somos, y que asumirte como feminista no te vuelve perfecta, no te libra en automático de ser machista o decir algo estúpido, y que es más bien empezar un trabajo que durará toda la vida y que quizá nunca termines. El punto es nunca dejar de intentarlo.

Puede interesarte

Las mejores lecturas de 2016
De genealogías
Romper cosas
Como estar en casa

Deja un comentario

Efemérides

uncached

Twitter