Looking for Something?
Menu
Posts Tagged for

ley

Un minuto de silencio

Por Alejandra Eme Vázquez:

La fotografía muestra a Federico Pérez Fernández, Santiago de la Hoz, Manuel Sarabia, Benjamín Millán, Evaristo Guillén, Gabriel Pérez Fernández, Juan Sarabia, Antonio Díaz Soto y Gama, Rosalío Bustamante, Tomás Sarabia, Ricardo Flores Magón y Enrique Flores Magón en los balcones de la oficina del periódico El hijo del Ahuizote en el centro histórico de la ciudad de México (Calle Cocheras, hoy República de Colombia, número 3). Era 1903 y el movimiento antirreeleccionista contra el Porfiriato estaba a punto de llegar a su punto más álgido, por lo que el cartel ostentando la frase “La Constitución ha muerto” significaba más que una provocación: era una declaración de principios y, tristemente, el vaticinio de lo que depararía a un país agobiado por lutos permanentes y revoluciones inconclusas.

El 8 de febrero, día de publicación del periódico, Ricardo Flores Magón escribió la editorial sobre la provocativa fotografía, comenzando por afirmar lo doloroso de la consigna, pero convencido de que no había, ni hay, razón para guardar silencio ante lo terrible de la realidad: “Cuando ha llegado un 5 de febrero más y encuentra entronizada la maldad y prostituido al ciudadano, cuando la justicia ha sido arrojada de su templo por infames mercaderes y sobre la tumba de la Constitución se alza con cinismo una teocracia inaudita, ¿para qué recibir esta fecha, digna del mejor pueblo, con hipócritas muestras de alegría? La Constitución ha muerto, y al enlutar hoy el frontis de nuestras oficinas con esta fatídica (frase), protestamos solemnemente contra los asesinos de ella, (que teniendo) como escenario sangriento al pueblo que han vejado, celebran este día con muestras de regocijo y satisfacción”.

Catorce años después, la Constitución fue reformada. Se abolió la reelección y se proclamaron derechos vanguardistas para la época, es cierto, pero a 98 años sabemos que los cambios no significaron necesariamente su vuelta a la vida: a la Carta Magna de 1917 tampoco le ha ido mejor en el ideal de ser realmente regidora de lo que se realiza en la práctica. Quizá porque se basó casi completamente en aquella otra, su predecesora, que más que resucitación necesitaba una autopsia. Porque si en 1903 El hijo del Ahuizote consideró que la ley de leyes no tenía vida posible si no servía para impedir la reelección presidencial y poner un alto a los abusos del Porfiriato, hoy día, en el ámbito del cumplimiento de las leyes por parte de quienes nos gobiernan, las cosas no son precisamente mejores y de hecho, son cada vez más evidentemente peores: el mal gobierno sigue celebrando fiestas falsas sobre tumbas que se añaden a otras tumbas. El mal gobierno celebra como si hubiera qué celebrar.

Será que el Estado es también un cadáver, uno que a su vez genera muertes por acción y por omisión: muertes físicas y conceptuales, muertes de personas con nombre y de convicciones que parecían tenerlo. Por acá familias muriendo de hambre, por allá feminicidios cuyos autores no son ni perseguidos ni castigados, por acá estudiantes silenciados violentamente, por allá niños pequeños víctimas de negligencia por parte de quien debería protegerlos, duelos por donde quiera. Y todo ello anticonstitucional por definición, cabe decirlo, porque parece que hay un hemisferio en el concepto de este país que está marcado por la ausencia de estado de derecho. En consecuencia hay luto por todas partes y qué hacer sino decirlo, al menos. Sin que esto signifique dejar de disfrutar las cosas que disfrutamos, es preciso saber reconocer lo que sucede, activar la mejor solidaridad y vivir nuestro duelo que es de todos, porque negarlo o minimizarlo sería sumarnos a quienes se empeñan en asesinar los derechos que permitirían mejorar nuestra convivencia.

Un 5 de febrero más ha llegado. Una fecha “digna del mejor pueblo” en palabras de Flores Magón: no permitamos que quienes han vejado a este país sigan ensanchando tranquilamente la tumba de lo constitucional, que nos pertenece por derecho propio.

Conoce tus derechos

Por Adriana Med:

You have the right not to be killed

Murder is a crime!

Unless it was done by a

Policeman or aristocrat.

Know your rights, The Clash

 

A menudo llegan a mis oídos anécdotas de injusticias que, por ignorancia, se asumieron con pasividad y silencio. En el breve tiempo que trabajé en una estancia para personas de la tercera edad, varias ancianas me contaron sus terribles historias de abuso y explotación, y me dio tristeza pensar que estaban al final de unas vidas que pudieron ser muy diferentes. No puedes defender un derecho que no sabes que tienes. No puedes defender algo que no sabes que puedes defender. Puede parecernos obvio a nosotros, pero hay personas que, por ejemplo, no saben que tienen derecho a la protección de su salud o a días de descanso. Mucha gente, probablemente la mayoría, desconoce que no puede ser molestada sin un mandamiento escrito de la autoridad competente. Millones de mujeres (y seguramente también muchos hombres) que viven violencia intrafamiliar, permanecen en ese estado el resto de sus vidas porque creen que no hay nada que puedan hacer. En fin, la lista es larga.

A la ignorancia se suma nuestra muy arraigada cultura de sufrimiento y resignación. Creemos que sufrir es bueno porque nos eleva, y que siempre hay que poner la otra mejilla. Tal o cual atropello es la cruz que nos tocó cargar, y ni modo, ya se nos recompensará en otra vida. Me viene a la cabeza Job, el desgraciado personaje bíblico. Seguramente sigue siendo un modelo a seguir para muchos. La historia cuenta que su fe fue puesta a prueba por Satanás con la autorización de Dios. Numerosas tragedias le ocurrieron, entre ellas pobreza, enfermedad y la muerte de sus hijos. Al final Job supera la prueba y Dios le devuelve su felicidad anterior. Job es un santo.

Pero nosotros no somos santos, somos solo personas. Y no deberíamos estar aquí para sobrevivir y soportar todos los males del mundo, sino para vivir y realizarnos. La dignidad humana no es un premio que uno tenga que ganarse, es una condición inherente a todos los seres humanos, sin distinciones. Hay que estar agradecidos por lo que tenemos, claro, aunque sea poco, pero nadie debería conformarse con lo mínimo, con lo indigno.

¿Quieres hacer algo por ti y por tu país pero no sabes por dónde empezar? Conoce tus derechos. Es una de las mejores cosas que puedes hacer por ti mismo. Serán tu escudo y tu arma en tiempos difíciles. Defiéndelos, no dejes que nadie te pisotee. Eres valioso por el solo hecho de existir. Y no dejes que nadie te haga creer lo contrario. También es importante conocer las obligaciones propias (para cumplirlas) y las de las autoridades (para exigir que se cumplan). Estudiar las leyes no debería ser tarea exclusiva de los estudiantes de Derecho, sino de todas las personas que tienen la oportunidad de hacerlo. Nos guste o no, entre más privilegios y oportunidades tengamos, más responsabilidad tenemos de educarnos, cuestionar, y luchar por un mundo mejor. Uno en el que haya más ciudadanos libres y felices y menos Jobs.

Ley Federal sobre monumentos y zonas arqueológicos, artísticos e históricos

La Ley Federal sobre Monumentos y Zonas Arqueológicos, Artísticos e Históricos, publicada en el Diario Oficial de la Federación el 6 de Mayo de 1972, sufrió grandes reformas el pasado 13 de junio de 2014, en materia de procedimiento de declaratorias, patrimonio cultural subacuático y sanciones.

Las reformas que a continuación se exponen resultan de trascendencia e interés social y nacional, pues regulan la protección, expedición y revocación de declaratorias de monumentos y zonas arqueológicos, artísticos e históricos, de los cuales poca gente tiene conocimiento y que increíblemente hoy en día existen personas aún hacen uso indebido de estas zonas protegidas, queriendo explotarlas para obtener algún provecho sin observar la regulación de la materia y más aún ocasionando un daño a la Nación.

En materia de procedimiento de declaratorias se reformaron los artículos 5o segundo párrafo, 22 segundo párrafo, 34 segundo párrafo y 34 Bis tercer párrafo, asimismo se adicionan los artículos 5o. Bis, 5o. Ter y 5o. Quáter, siendo los puntos más importantes los siguientes:

  • La expedición o revocación de declaratorias corresponde al Presidente de la República, o en su caso, al Secretario de Educación Pública. 
  • Se establece el procedimiento para declarar los bienes inmuebles como monumentos históricos o artísticos. 
  • El procedimiento para solicitar la declaratoria puede hacerse por oficio o a petición de parte.
  • El procedimiento para la expedición de declaratorias será conforme lo señala el artículo 5o Ter de la Ley.
  • Señala como ley supletoria a la Ley Federal de Procedimiento Administrativo para los actos de autoridad distintos a los indicados en el procedimiento que en esta reforma se establece. 
  • La declaratoria se inscribirá en el Registro Público de la Propiedad correspondiente a la ubicación del inmueble. 
  • Es necesario que la Comisión Nacional de Zonas y Monumentos Artísticos emita opinión para emitir las nuevas declaratorias. 
  • En los transitorios se establece un plazo de 90 días hábiles para que el Ejecutivo modifique el reglamento correspondiente.

Tratándose del patrimonio cultural subacuático también será objeto de protección de las disposiciones relativas a los monumentos y zonas de monumentos arqueológicos e históricos, señalándolos como aquellos “…rastros de existencia humana que tengan un carácter cultural, histórico o arqueológico, localizados en la zona marina de los Estados Unidos Mexicanos, que hayan estado bajo el agua parcial o totalmente, de forma periódica o continua, tales como: los sitios, estructuras, edificios, objetos y restos humanos, junto con su contexto arqueológico y natural; los buques, aeronaves, otros medios de transporte o cualquier parte de ellos. Su cargamento u otro contenido, junto con su contexto arqueológico y natural; y los objetos de carácter prehistórico…”. Exceptúa de lo anterior a los buques y aeronaves de estados extranjeros.

En materia de sanciones, se reformaron los artículos 47, 48, 49, 50, 51, 52, 53, 54, segundo párrafo y 55 de la Ley, estableciéndose que serán penadas las siguientes conductas:

  • Realizar trabajos materiales de exploración arqueológica, por excavación, remoción o por cualquier otro medio, en monumentos arqueológicos inmuebles, o en zonas de monumentos arqueológicos, sin la autorización del Instituto Nacional de Antropología e Historia.
  • Al que valiéndose del cargo o comisión del Instituto Nacional de Antropología e Historia o de la autorización otorgada por éste para la ejecución de trabajos arqueológicos, disponga para sí o para otro de un monumento arqueológico mueble.
  • Efectuar actos traslativos de dominio de un monumento arqueológico mueble o comerciar con ellos y al que lo transporte, exhiba o reproduzca sin el permiso y la inscripción correspondiente.
  • Al que ilegalmente tenga en su poder un monumento arqueológico o un monumento histórico mueble y que éste se haya encontrado en o que proceda de un inmueble a los que se refiere la fracción I del artículo 36.
  • Apoderarse de un monumento mueble arqueológico, histórico o artístico sin consentimiento de quien puede disponer de él con arreglo a la Ley.
  • Dañar, alterar o destruir un monumento arqueológico, artístico o histórico, se le impondrá prisión de tres a diez años y multa hasta por el valor del daño causado.
  • Al que por cualquier medio pretenda sacar o saque del país un monumento arqueológico, artístico o histórico, sin permiso del Instituto competente.

En todos los casos, las multas irán de los 3 a los 12 años de prisión y de los mil a cinco mil días de multa, dependiendo del acto; en todo caso podrán incrementarse las multas hasta por una mitad de las penas al que ordene, induzca, dirija, organice o financie las conductas descritas, y a los reincidentes se les aumentará la sanción desde dos tercios hasta otro tanto de la duración de la pena. La sanción para quienes resulten delincuentes habituales se aumentará de uno a dos tantos de la que corresponda al delito mayor.

Privacidad

A todos nos preocupa nuestra intimidad, es uno de los pocos aspectos en nuestra vida que realmente podemos controlar. Es en el mundo de lo privado donde nos sentimos más a gusto como persona y, sobre todo, más libres. Es en nuestra privacidad cuando el verdadero yo emerge: el que ve chick flicks en lugar de toda la saga de Terminator; el que hace sopa de Doritos con Mountain Dew o el que simplemente anda en ropa interior jugando Xbox.

Es por eso que una de las más grandes miedos y preocupaciones de la Reforma en Telecomunicaciones que fue aprobada el mes pasado fuera la pérdida de la privacidad. Sin privacidad tenemos una realidad mutilada, en la que tenemos que estar preocupados todo el tiempo por quién nos ve o, peor aún, quién nos monitorea. Desde el escándalo de la NSA que el derecho a la privacidad ha estado en boga. La National Security Agency fue denunciada por vigilar, sin el consentiemiento de nadie, millones de comunicaciones de personas comunes y de líderes mundiales para identificar posibles fuentes de terrorismo. 

Es por demás preocupante el hecho de que el estado mexicano quiera (que no es lo mismo que pueda) vigilar nuestras comunicaciones sin ningún tipo de limitación ni orden judicial. Y es aquí dónde el abanderado que nosotros concebimos para protegernos de estos abusos resultó ser igual de inservible que un Power Glove: el IFAI. ¡Sólo tenías un trabajo IFAI, UNO SOLO!

El IFAI debía enfocarse en las violaciones al derecho de acceso a la información y protección de datos personales. Según organizaciónes civiles y académicos, estos agravios ocurren en los artículos 189 y 190 de la Ley Federal de Telecomunicaciónes y Radiodifusión al permitir la geolocalización en tiempo real sin salvaguardas y en la retención de datos para conocer patrones de comportamiento. A pesar de todos estos argumentos que ponen en evidencia el abuso de esta ley y la violación de tratados internacionales suscritos por México, el IFAI se hizo de la vista gorda.

A este ritmo, mejor nos vamos formando para que nos pongan un GPS en la cara y sería menos descarado. Pero, al igual que todas las malas intenciones, no sabremos nunca cuándo nos lo van a hacer.

Cheers.

 

Reformas a las Leyes de Ciencia y de Educación son sólo un pequeño paso para un país que necesita un gran salto

Por Alberto Apanco:

De acuerdo a la prueba PISA (Programa para la Evaluación Internacional de Alumnos), que realiza la OCDE, México ocupa el último lugar en matemáticas, lectura y ciencias. Esta prueba se realiza a estudiantes de los países miembros de dicha organización. 

Este resultado es causado por la falta de interés por parte de los gobiernos a todos los niveles en invertir en rubros como la educación y la tecnología; lamentablemente, no son sectores en los que se puedan ver resultados inmediatamente por lo que no son atractivos para los gobernantes. En un país con tantas deficiencias como el nuestro, con tanta desigualdad social y corrupción, la educación parece ser la única salida.

Los países que han logrado un mayor desarrollo en el aspecto económico son, sin duda alguna, los que han convertido el conocimiento en el factor más importante de la producción. Vivimos en una era en que la tecnología avanza rápidamente y los procesos de producción cambian constantemente, sólo los países que posean el conocimiento y las herramientas para crear e innovar nuevos procesos lograrán el tan esperado desarrollo.

En mayo del presente año fue publicado el Decreto por el que se reforman y adicionan diversas disposiciones de la Ley de Ciencia y Tecnología, de la Ley General de Educación y de la Ley Orgánica del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología. Entre las modificaciones más importantes tenemos las siguientes:

SE REFORMAN, ADICIONAN Y DEROGAN DIVERSAS DISPOSICIONES DE LA LEY GENERAL DE EDUCACIÓN.

Artículo 2.- Todo individuo tiene derecho a recibir educación de calidad y, por lo tanto, todos los habitantes del país tienen las mismas oportunidades de acceso al sistema educativo nacional, con solo satisfacer los requisitos que establezcan las disposiciones generales aplicables. […] En el sistema educativo nacional deberá asegurarse la participación activa de todos los involucrados en el proceso educativo, con sentido de responsabilidad social, privilegiando la participación de los educandos, padres de familia y docentes, para alcanzar los fines a que se refiere el artículo 7o.

Artículo 3.- El Estado está obligado a prestar servicios educativos de calidad que garanticen el máximo logro de aprendizaje de los educandos, para que toda la población pueda cursar la educación preescolar, la primaria, la secundaria y la media superior. Estos servicios se prestarán en el marco del federalismo y la concurrencia previstos en la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y conforme a la distribución de la función social educativa establecida en la presente Ley.

Artículo 6.- La educación que el Estado imparta será gratuita. Las donaciones o cuotas voluntarias destinadas a dicha educación en ningún caso se entenderán como contraprestaciones del servicio educativo. Las autoridades educativas en el ámbito de su competencia, establecerán los mecanismos para la regulación, destino, aplicación, transparencia y vigilancia de las donaciones o cuotas voluntarias. Se prohíbe el pago de cualquier contraprestación que impida o condicione la prestación del servicio educativo a los educandos. En ningún caso se podrá condicionar la inscripción, el acceso a la escuela, la aplicación de evaluaciones o exámenes, la entrega de documentación a los educandos o afectar en cualquier sentido la igualdad en el trato a los alumnos, al pago de contraprestación alguna. 

Artículo 8.- El criterio que orientará a la educación que el Estado y sus organismos descentralizados impartan -así como toda la educación preescolar, la primaria, la secundaria, media superior, la normal y demás para la formación de maestros de educación básica que los particulares impartan- se basará en los resultados del progreso científico; luchará contra la ignorancia y sus causas y efectos, las servidumbres, los fanatismos, los prejuicios, la formación de estereotipos, la discriminación y la violencia especialmente la que se ejerce contra las mujeres y niños, debiendo implementar políticas públicas de Estado orientadas a la transversalidad de criterios en los tres órdenes de gobierno.

Artículo 33.- IV.- Prestarán servicios educativos para atender a quienes abandonaron el sistema regular y se encuentran en situación de rezago educativo para que concluyan la educación básica y media superior, otorgando facilidades de acceso, reingreso, permanencia, y egreso a las mujeres.

SE REFORMAN Y ADICIONAN DIVERSAS DISPOSICIONES DE LA LEY DE CIENCIA Y TECNOLOGÍA, DE LA LEY GENERAL DE EDUCACIÓN Y DE LA LEY ORGÁNICA DEL CONSEJO NACIONAL DE CIENCIA Y TECNOLOGÍA. 

Artículo 2.- Se establecen como bases de una política de Estado que sustente la integración del Sistema Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación, las siguientes:

[I. …] II. Promover el desarrollo, la vinculación y diseminación de la investigación científica que se derive de las actividades de investigación básica y aplicada, el desarrollo tecnológico de calidad y la innovación, asociados a la actualización y mejoramiento de la calidad de la educación y la expansión de las fronteras del conocimiento apoyándose en las nuevas tecnologías de la información y, en su caso, mediante el uso de plataformas de acceso abierto. Así como convertir a la ciencia, la tecnología y la innovación en elementos fundamentales de la cultura general de la sociedad. 

Capítulo X. Del Acceso Abierto, Acceso a la Información Científica, Tecnológica y de Innovación y del Repositorio Nacional Artículo 64. El CONACyT diseñará e impulsará una estrategia nacional para democratizar la información Científica, Tecnológica y de Innovación, con el fin de fortalecer las capacidades del país para que el conocimiento universal esté disponible a los educandos, educadores, académicos, investigadores, científicos, tecnólogos y población en general. La estrategia buscará ampliar, consolidar y facilitar el acceso a la información científica, tecnológica y de innovación nacional e internacional a texto completo, en formatos digitales. Las instituciones de educación superior y Centros de Investigación podrán constituir Repositorios por disciplinas científicas y tecnológicas u otros que se determinen, a fin de diseminar la información científica y tecnológica que se derive de sus productos educativos y académicos, y en general de todo tipo de investigaciones que realicen, cualquiera que sea su presentación, de acuerdo con criterios de calidad y estándares técnicos que emita el CONACyT. Dichos Repositorios podrán establecerse a nivel de las instituciones y centros de investigación o mediante la creación de redes o asociaciones con otrasinstituciones, por disciplinas, por regiones u otros. El CONACyT emitirá los lineamientos a que se sujetarán los Repositorios a que se refiere la presente Ley.

Es evidente que estas reformas son muy buenas, sin embargo, debemos ser escépticos al respecto ya que tenemos un camino muy largo por recorrer. Según información de la OCDE, México no es sólo el país con mayor rezago educativo, es también el que menos invierte en los rubros de educación, ciencia y tecnología. México invirtió en 2010 el 5,2% del PIB en educación, mientras que Dinamarca invirtió el 8.8% e Islandia el 7.6%. Hay países que invirtieron menos en su educación, como Japón que aportó el 3.8, lo que nos indica que no sólo se debe invertir en educación sino que se debe saber distribuir el gasto y, en el caso de México, que ocupa uno de los primeros lugares en corrupción a nivel mundial, se deben transparentar los recursos destinados a la educación.

Por todo lo anterior, podemos concluir que las reformas son sólo un pequeño paso hacia el desarrollo. Debemos dar un brinco y realizar cambios sustanciales para poder aspirar a convertirnos en un país más equitativo no sólo económicamente, también a nivel social.

Mientras esto no suceda, estaremos destinados a repetir los errores que tanto nos han rezagado.

«Si queremos corregir la pobreza, la desigualdad y la corrupción que aquejan al país, la solución tiene que pasar por el campo de la educación. Sin educación no hay futuro promisorio». 
José Narro al inaugurar el XI Congreso Nacional de Investigación Educativa el 11 de agosto de 2011.

Apuntes acerca de la Ley General en materia de delitos electorales

Por Alberto Apanco:

Hoy en día nuestro país está constituido como una república representativa, democrática, laica y federal, y así lo establece el artículo 40 de nuestra carta magna. Una república democrática se distingue por ser un régimen cuya legitimidad brota de la voluntad de los ciudadanos, donde no impera la disposición arbitraria sino la ley, en el que hay separación de poderes, donde los cargos públicos son temporales y rotativos, y en el que para su funcionamiento los individuos participan, en ocasiones directamente y en otras por medio de representantes.

Esta república democrática, ha sido el trabajo de centenares de años, de mucha sangre derramada por el pueblo para terminar con los gobiernos opresivos y que no representan realmente el espíritu de la constitución. La validez de la república mexicana, depende cien por ciento de la soberanía que ejerce el pueblo de hacer valer su voz a través de los representantes que dirigen las Instituciones establecidas. Seguir leyendo

El radiante imperio de la ley

Por Alejandro Rosas.

Si el éxito de un país se midiera por su capacidad para redactar la mejor definición de ley, México estaría a la vanguardia de las naciones del orbe. A lo largo de 200 años no han faltado grandes y elocuentes expresiones para definirla, siempre con la intención de ordenar, de encauzar, de dirigir, de organizar al país e invariablemente en todo momento con la misma retórica: para beneficio del pueblo. Seguir leyendo

Trascendencia de la Reforma en la Ley General de Cambio Climático

Por Alberto Apanco:

De las constantes reformas que se han efectuado este año, y en el entorno político que se vive en el país, donde las reformas constitucionales en materia electoral, telecomunicaciones, derechos humanos y laboral por mencionar algunas, han acaparado los reflectores, se dejan de lado temas que merecen igual importancia y su falta de difusión refuerza la justificación de las recientes reformas en materia ambiental.

La reforma al artículo 7o. de la Ley General de Cambio Climático publicado el 7 de mayo del presente año en el Diario Oficial de la Seguir leyendo

Ley Federal de Competencia Económica

Por Alberto Apanco:

Avance sustantivo al rezago histórico en la materia

El desarrollo económico de una nación, necesariamente se encuentra vinculado a la productividad de las empresas, a la libre competencia y al acceso a bienes y servicios que permitan mejorar la calidad de vida de las personas. En México, sin duda alguna, uno de los principales obstáculos para lograrlo ha sido la libertad de mercado y el pobre desarrollo en algunos sectores de la economía debido en parte a la falta de leyes que promuevan la competencia entre los agentes económicos. Seguir leyendo

Efemérides

uncached

Twitter